BIFM

#BOTXERS: Itziar Lazkano y Ramón Barea

Itziar Lazkano y Ramón Barea // Iker Arana
Están a punto de participar conjuntamente en el Festival JA!, pero realmente llevan «toda una vida» trabajando mano a mano. Dos de los actores más veteranos y reconocidos de Bilbao con quienes hablamos sobre gustos, aficiones y recomendaciones del Botxo

Aunque están de actualidad por su inminente participación en la edición número 13 de Ja!, el Festival Internacional de Literatura y Arte con Humor de Bilbao, del cual ya te hemos hablado y en cuyo marco ofrecerán el próximo viernes, 30 de septiembre, un encuentro moderado por Pedro Barea sobre sus inicios y trayectoria en el mundo de la comedia, la verdad es que Itziar Lazkano y Ramón Barea llevan «toda una vida» trabajando juntos o muy muy cerca.

Ella (Portugalete, 1957) vive en el Casco Viejo, en Barrenkale Barrena, una histórica arteria que le «encanta». Él (Bilbao, 1949) en Bilbao La Vieja, en Marzana, donde le gusta «que se vea la ría», por lo que también residen apenas separados por ese Nervión que, llegado a Zorrotzaurre, se bifurca para rodear la ahora isla, donde hace ya 11 años fundaron Pabellón 6, la compañía y sala de teatro que con tantas y tan buenas producciones inunda la prolífica cartelera del Botxo.

Un espacio «cercano» e «intergeneracional», apunta Ramón, lleno de «oportunidades» para la gente joven (de hecho, cuentan con la Gazte Koinpainia, toda una «lanzadera» para los intérpretes noveles) y que a los veteranos les da «la posibilidad de hacer cosas que de otra manera no harían».

A Lazkano, por cierto, aún le dura la resaca de Aste Nagusia, de la que acaba de ser nada menos que pregonera, demostrando que tiene «más aguante del pensado», ya que han sido nueve días «a tope, desde las 10 de la mañana a las 10 de la noche», recibiendo muchas «muestras de cariño» en unas fiestas «muy especiales» tras celebrarse tres años después de las últimas, por aquello de la pandemia.

Itziar, como pregonera de Aste Nagusia // Ayto. Bilbao

Barea, por su parte, sigue disfrutando del recorrido de «Cinco lobitos», la ópera prima de la barakaldesa Alauda Ruiz de Azua, un «éxito inesperado», como reconoce el actor, que cree que la película «ha entrado por la rendija emocional», haciendo que a pesar de la «vocación de sencillez» la historia esté llegando lejos, tanto a nivel de público como de crítica. «Nunca me había llegado tal cantidad de mensajes celebrando una película mía», expone para confirmar lo «feliz» que se siente por esta producción, en la cual interpreta al padre de Amaia (Laia Costa), la madre primeriza en torno a la que gira el guion.

Apenas una semana después de la entrega de los Premios Goya, en cuyas quinielas figura «Cinco lobitos», llegará el estreno en el Teatro Arriaga (del 17 al 26 de febrero de 2023) de «La lucha por la vida», basada en la obra narrativa de Pío Baroja y dirigida por el propio Barea. Lazkano, cómo no, también formará parte del plantel de intérpretes.

Ramón e Itziar, Itziar y Ramón. Dos actores enormes por separado, pero también juntos, como en este test #Botxer gracias al cual pretendemos conocerlos un poquito mejor y saber de sus gustos y recomendaciones. Vamos allá.

Junto a la ría que tanto aman // Iker Arana

Un restaurante.

Itziar: Recomiendo todo lo que está en mi calle. Lurrina (Barrenkale Barrena, 16), que es un restaurante muy nuestro, y Musume Izakaya (Barrenkale Barrena, 3), que fusiona nuestra cocina con la japonesa. E Iñakiren Taberna (Barrenkale Barrena, 14), por supuesto, de toda la vida. Cuando estábamos en la compañía Karraka en los 80 ya solíamos ir y tengo una relación muy buena con Nati. Saibigain (Barrenkale Barrena, 16) también, claro, sobre todo por el jamón.

Ramón: No tengo fijación por ninguno en concreto, pero soy muy de menú del día en los que tengo alrededor. La Viña (San Francisco, 17), el Blanco y Negro (San Francisco, 10)… cuando viene alguien de fuera, le llevo a la Peña Athletic (Pelota, 7) que se come muy bien y es divertido por ese para mí extraño mundo deportivo, yo que no soy del Athletic ni nada. El Txakoli Simón (Cam. de San Roque, 89), ahí en el monte, también es un sitio recurrente para llevar a los que nos visitan.

Itziar: Luego está el Urregin (Kale Barria, 4), de Yoseba Egaña, que tiene menús degustación por precios muy asequibles y comida más de autor. Hay menús de lunes a viernes muy muy «berezis» por 29 euros.

Un plato.

Itziar: Unas buenas alubias, un buen rabo estofado… me gusta casi todo menos el pescado y la carne crudos.

Ramón: No puedo con los caracoles o los callos, pero me gusta casi todo lo demás, que lo pido por rachas. El bacalao en todas sus variedades, los cocidos, las ensaladas con ingredientes inesperados…

basaras hall of fame
Taberna Basaras // Alma Botxera

Un bar.

Itziar: La Ley Seca (Barrenkale Barrena, 8), porque tiene carta de vinos y cervezas y una música estupenda con unos asientos y un ambiente majo. Un poco vintage, se está muy a gusto. Más clásico está el Café Bilbao (Plaza Nueva, 6), que no está nada mal, ¿no?

Ramón: No bebo, así que no tengo bar predilecto. No he bebido nunca. Suelo preferir las terrazas o sitios con buen café. No me gustan los sitios muy ruidosos.

Itziar: Para café, pero sobre todo para repostería con un buen chocolate caliente, está Charamel (Jardines, 2), que es uno de mis sitios favoritos. Es obrador y está todo riquisímo.

Un pintxo.

Itziar: Me encanta el foie con compota de manzana. Lo suelo pedir en el Santamaría (Santa María, 18), pero también en el Lurrina. Los rollitos de hojaldre con txistorra de La Ley Seca también me gustan mucho. Pero hay tantos…

Ramón: Como soy muy de café, si es de mañana, lo completo con un pequeño bocadillo de jamón. Tortilla también, pero me la suelo saltar cuando de vez en cuando me pongo a régimen. Me gustan los champiñones con jamón.

Itziar: Donde hay una buenísima tortilla es en el Galatea (Plaza Nueva, 14), también en el Basaras (Pelota, 2).

Una tienda de ropa.

Itziar: Olañeta (Correo, 5), comerciantes del Casco Viejo de siempre, y Skunk Funk (Víctor, 5), más moderno.

Ramón: Yo es que suelo ser muy práctico y son los rodajes una de mis principales fuentes de vestimenta. En los rodajes te arreglan y hacen a medida la ropa y luego la puedes comprar a bajo precio. Te podría decir prendas mías que han salido en películas.

Último concierto o espectáculo en directo.

Itziar: Arctic Monkeys en el festival Cala Mijas. Nos fuimos cinco días a descansar a Málaga y casualidad. A mi hijo le gustan mucho y yo hacía como 30 años que no me ponía en esa faceta. Fue como viajar en el tiempo y ellos son estupendísimos. El Bilbao Blues Festival estuvo muy bien también y tengo entradas para ver a Fito en el Euskalduna en diciembre.

Ramón: Lo último de teatro que he visto ha sido en Pabellón 6, aunque musicalmente te hablaría de un concierto de Jimmy Barnatán en Tarazona. No me gustan las cosas masivas, así que no suelo ir a grandes conciertos.

En tus playlists no falta temas de…

Ramón: Estoy escuchando mucho Doctor Deseo, porque voy a grabar un videoclip con Aiora de Zea Mays en el que canta «Corazón de tango».

Itziar: A mí me gusta mucho el soul, pensaba que se me iba a pasar con los años, pero Aretha Franklin, Otis Redding

Ramón: Yo no soy mucho de lo mismo todo el rato, he sido muy poco fan, ni en la música ni en el cine. Soy un poco descreído. Pero he tenido épocas de mucha música brasileña. Me gustan la música suave y las voces femeninas. Sílvia Pérez Cruz, por ejemplo.

Un rincón de Bilbao o alrededores.

Itziar: Cualquier lugar pegado a la ría. Puedo empezar en Ribera y acabar en Pabellón 6. Me gusta también Olabeaga. El Arenal también es un sitio muy bonito.

Ramón: Tengo querencia también por la ría y por la zona en la que vivo. Supongo que me recuerda a la infancia y estoy cómodo, cada vez menos, porque va variando, pero tiene algo de nostalgia. La Plaza Nueva, por ejemplo, fue lugar de juegos y ahora me da tranquilidad.

Qué echas en falta en Bilbao de otras ciudades.

Itziar: El cielo azul. Pero no creo que a Bilbao le falte nada más que un poquito de mejor tiempo.

Ramón: No veo que le falte nada. Me acomodo a cómo va cambiando la ciudad, cómo va adaptándose, transformándose. Me gusta o lo acepto, al menos.

Una recomendación para Alma Botxera.

Itziar: Teatro, por supuesto. Y Pabellón 6. Que vayan, que van a sorprenderse con profesionales de aquí con mucho talento, de gente jovencísima con unos espectáculos muy buenos.

Ramón: Teatro, que es muy bueno para el organismo. Además, está en un momento magnífico, que ha aguantado la pandemia por encima del cine, incluso. Nosotros en Pabellón 6 no hemos parado en dos años con restricciones gracias al público, que es muy especial. A quien no lo haya descubierto le diría que le vendría bien. Es un espacio en el que pasan muchas cosas.


¿Te gusta Alma Botxera?

Sígueme!