La mejor hamburguesa de Bilbao es ésta.

Hay cosas en las que nunca nos pondremos de acuerdo y seguirán siendo objeto de debate. Si le sumamos que todos nos creemos expertos en ciertas materias como el fútbol, la música o la propia cocina, ésta es una historia que nunca tendrá fin. ¿Es ése un problema? No, es una oportunidad para debatir.

A menudo vemos rankings, también nos encantan, y debatimos sobre ellos en una lucha encarnizada. “¿Cuál es la mejor _____________ de Bilbao?” Completad la frase con lo que queráis: tortilla, rabas, pizza, vermuts, txuletón, bakalao… Las alternativas en cada categoría son abrumadoras y en demasiadas ocasiones no resulta sencillo elegir.

“¿Y cúal consideras la mejor hamburguesa de Bilbao?” Hasta hace un par de días tampoco tenía clara una respuesta. Pero sí, hoy ya tengo solución a esa pregunta. Absolutamente convencido de que las mejores hamburguesas del Botxo se están despachando en La Brasa Canalla (calle Elcano 24, Indautxu).

Mi tesis la fundamento principalmente por el sabor su carne. La vaca vieja, tiene de 6 a 8 años, madurada entre 40/60 días, se pica allí mismo y sin añadirles mierdas de aditivos, ni mezclas de otras carnes. Lo que la hace subir de nivel es que esta vaca vieja se asa a la parrilla de carbón y eso se nota, se nota mucho al llevársela a la boca. También hemos probado su pulled pork, pero no es su momento.

la mejor burger de Bilbao, la brasa canalla, alma botxera
‘Big Mark’: bun, vaca vieja, salsa secreta, lechuga, cebolla roja encurtida, pepinillo y queso cheddar.

¡JA, JA, JA! Me río de las “hamburguesas Gourmet” que han ido colonizando las cartas de cada nuevo restaurante, esos que también han colonizado nuestra ciudad. Y me sienta como una patada en las pelotas los 12 euros que nos cobran por una hamburguesa con apellido, con lechugas mezclum y paté, no foie como indicaba la carta. Pagamos el local y su diseño, más preocupados de aparecer en las páginas de la revista AD que en despachar comida con fundamento. Las hay más caras incluso, 15 € cuestan aquellas que sirven carne de wagyu. Por muy especial que sea su carne, sigo prefiriendo comerme dos en La Brasa Canalla, cualquiera de ellas por 8,80 €.

En Bilbao somos muy de asignar los primeros puestos por puro sentimentalismo. No entraré de nuevo en otro de los eternos debates del sándwich del EME, pero habrá quien siga incluyendo las del Munich y Florida en la cúspide del top hamburguesil. Les reconozco su valor a transportar a muchos a tiempos pasados. Dicen que son mejores, pero han pasado 30 años, Bilbao ha cambiado desde entonces y han llegado otros con nuevas ideas dispuestos a arrebatarles el puesto.

No hay duda que tienen su público y conseguir mesa en sus restaurantes no es tarea fácil. Tampoco lo es en La Brasa Canalla, para nada. Odio su sistema de no reservas, y lo hago porque detesto tener que esperar más de una hora para comer una hamburguesa. Reconozco que me he marchado unas cuantas veces de allí con el morro torcido por esto. Asumo que es el precio de su éxito y me resigno.

la brasa canalla, bilbao
A falta de mesa, buena opción es la barra.

La semana pasada hice mi tercera visita (por fin) y por tercera vez se ha cambiado la carta. Ya no se eligen los ingredientes que quieras, tampoco ha aguantado la hamburguesa ‘Rumiante’ (una vegana que sustituía por vaca vieja). Va a resultar más difícil encariñarse con una burger de LBC que hacerlo con un personaje de Juego de Tronos.

En esta ocasión escogí la ‘Spicy Girl’: vaca vieja claro, rúcula, pepinillos, cebolla pochadísima, bacon ahumado, queso danés y crema de Idiazabal con chipotles. No digo que ésa concretamente sea la mejor hamburguesa de Bilbao. Podría haber escogido cualquier otra combinación de ingredientes porque, recordadlo, la clave de todo está en el sabor de su carne a la parrilla de carbón.

la mejor hamburguesa de bilbao la brasa canalla alma botxera
Burger ‘Spicy girl’ de La Brasa Canalla.

Me flipó el bacon de sabor ahumado y crujiente marcando la diferencia con esos otros flácidos, recocidos e insípidos. El queso anaranjado y derretido y el ligero toque picante de los chipotles. Todas se sirven en un bun brioche que lo sustenta estupendamente sin dejar que se escape absolutamente nada. Hay quien prefiere el pan-pan, no soy de ésos.

Como experto en NADA y erudito en el conjunto vacío, considero entonces que hoy por hoy las hamburguesas de La Brasa Canalla son las mejores de Bilbao. Mi opinión, como todas las demás, es subjetiva y tan respetable como la cualquiera. No nos pondremos de acuerdo, claro que no. A quien le duela, rechine o repatee… Lo siento y le invito a abrirse un blog: WordPress y Blogger son buenas opciones.

Ahora es vuestro turno. Abrimos debate:

“¿Cual considerais vosotros la mejor burger de Bilbao?”