Jueves completo para inaugurar Bilbao BBK Live.

Durante todo el año, semana tras semana hago quinielas con quien cuadre para intentar adivinar quiénes visitarán ese año Kobetamendi. Es mi particular cuenta atrás hasta la esperada cita: Bilbao BBK Live. Este año ha tenido un claro protagonista, sin lugar a dudas Muse ha sido el motor tractor de la décima edición cualquiera del resto de bandas confirmadas jamás les superarían en expectativas, ganas e ilusión. Quizás por eso ha habido un sentimiento generalizado de que ésta era una edición con un gran cabezón pero más floja que otros años en cuanto a nombres.

wpid-img_20150712_201238He notado en el festival un par de novedades que me han llamado especialmente la atención. Como amante de la comida que soy no he podido evitar fijarme en el salto de calidad en el apartado gastro. A lo largo del recinto se han repartido una decena de ‘food trucks’ y stands con una amplia oferta de comida thai, sushi, tostas, bocadillos, sandwiches y zumos naturales. La palma se la llevó la camioneta de pizzas con kilométricas colas y la caravana K’lamardo y su bocadillo de calamares, tan madrileño él.

 

El otro aspecto novedoso es que Bilbao BBK Live se ha marcado como objetivo ser un festival limpio, sostenible, verde… ¡Green! Varios operarios recorrían cada jornada el recinto festivo con el objetivo de ir recogiendo katxis, bolsas y demás porquería. Siempre en la medida de lo posible. Difícil tarea la suya.

Pero vayamos al grano que en este caso no es otra cosa que la música. Increíble lo que puede llegar a mover este arte y el impacto económico que genera en nuestra ciudad. Si este año no se ha conseguido el esperado ‘sold out’ ha andado muy cerca habiendo quedado entradas libres para jueves y viernes.

JUEVES 9 – BRMC, Future Islands, Bleachers, Mumford and Sons, Capital Cities, Disclosure y Monarchy.

El primero es el día que con más ganas se coge y este año más al ser, en opinión de muchos, el día más completo de los tres. De buenas a primeras tuvimos que hacer la primera elección: ¿Black Rebel Motorcycle Club o Marmozets? Me atraía la idea reventar mis tímpanos con el post-hardcore de los ingleses pero opté por el grupo con mayor recorrido. Supongo que en el futuro habrá más oportunidades. Los ‘Black Rebel’ (BRMC) inauguraron pues mi festi con el garage rock tarareando el ‘Beat the Devil’s Tattoo’ y enganchándonos a temas como ‘Spread your Love’. Nula interactuación de la banda con el respetable.

BRMC (foto: MusicSnapper)
BRMC (foto: MusicSnapper)

Cada año la nueva edición me aporta bandas que para mi eran desconocidas. Future Islands fue una de ellas pero tras un par de escuchadas fue una de las que me atrapó. Más después de ver el baile de la culebrilla de Samuel T. Herring, al que intenté emular en ‘Seasons (Waiting On You)’ (ver vídeo) . Un concierto muy divertido y uno de los más destacados y triunfadores del jueves.

Future Islands (foto: RythmAndPhotos)
Future Islands (foto: RythmAndPhotos)

De la que iba a darle tregua a mi vejiga sonaba el ‘Mr. Jones’ de Counting Crows. Deduje que poco más podría disfrutar de tal concierto y marchamos a la carpa para ver a Bleachers, una de las bandas de las que se habla muy bien. La carpa se quedó pequeña para ver su concierto, potente sonido el de los neoyorquinos.

Bleachers (foto: Musicsnapper)
Bleachers (foto: Musicsnapper)

Cuestionados los Mumford and Sons como cabeza de cartel pero yo más que satisfecho con su nombramiento. Hace unos años los vi a plena luz del día y el público hacía saltar el polvo de las campas con sus temas folk. Hoy dos álbumes más tarde son también cabezas de cartel en festivales como Reading. Han dejado aparcados el banjo y la mandolina y los han cambiado por guitarras eléctricas. Pareciéndose o no a Coldplay en esta nueva era (como dicen) me pareció un gran concierto. Es cierto que ‘I Will Wait’, ‘Little Lion Man’ y ‘The Cave’ (ver vídeo) se llevaron todos los “yihaaaa” y los disparos al aire. Aún así temas como ‘Snake Eyes’ y ‘Believe’ fueron igualmente bien recibidos, claro está con otro registro. Sí, soy de los que me gustó el show de los londinenses.

Mumford and Sons (foto: RythmAndPhotos)
Mumford and Sons (foto: RythmAndPhotos)

Había anochecido y era el momento de animar el cotarro. No tuvimos dudas en elegir entre Dover y cualquier otra opción y nos dirijimos al escenario donde los Capital Cities protagonizarían lo que fue la sorpresa de la jornada. Una estampa digna de ver a los miles de asistentes haciendo lucir las pulseras con los ritmos bailables de ‘Kangaroo Court’, ‘I Sold My Bed, But No My Stereo’. Por supuesto, tampoco faltó en el setlist el hit ‘Safe And Sound’ (ver vídeo).

Capital Cities (foto: MusicSnapper)
Capital Cities (foto: MusicSnapper)

Y si tuve la anterior sorpresa también tuve la primera decepción, a medias al menos. Nada grave. El concierto de Disclosure fue entretenido, disfrutable pero habiendo escuchado tantas alabanzas… Las expectativas era ya muy altas y me dejaron un poco frío en varias fases del espectáculo más allá del problema técnico que tuvieron. Un buen comienzo con ‘White Noise’ y un gran cierre con los dos temazos: ‘Holdin on’ y ‘Latch’ (ver vídeo)

Disclosure (foto: MusicSnapper)
Disclosure (foto: MusicSnapper)

Alargamos un rato más la noche ya que por primera vez el viernes no tocaba trabajar. Cerramos entonces en la carpa con Monarchy, los últimos tragos de cubata fueron, como viendo siendo habitual, con la electrónica como única oferta a altas horas.

El servicio de autobuses ha funcionado de maravilla no teniendo que esperar ni un minuto para cogerlo y bajarnos en cuestión de diez escasos minutos. Aún sin haber metro ya a eso de las 4 de la madrugada lo menos había una veintena de taxis para trasladarnos a nuestros respectivos hogares. Allí donde recobraríamos fuerzas a asistir a la segunda jornada del festival.

** Agradecimientos a Andoni O.d.G. por poner su hombro de hierro otro año más a disposición de A.B. para acompañar esta crónica.